on 18 diciembre, 2010
no hay prácticamente nada que una ducha caliente
(y una sopa de arroz) no alivie.

0 comentarios: